Alba Toll

  • por

Desde pequeña he tenido sensaciones extrañas que no sabía qué significaban, pero el mundo me enseñó que era mejor obviarlas. Al morir mi padre, sentí la necesidad de conectar con todo este mundo que había rechazado durante tanto tiempo. Entonces apareció Teresa. La escuela de sensibilidad me ha ayudado a conocerme mejor a mí misma, confiar en mi potencial y sentirme querida por lo que soy. Gracias!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *